Si me toca la lotería, ¿cuánto tengo que pagar a Hacienda?

Si este año 2018 por fin te toca la Lotería de Navidad ¡¡¡ENHORABUENA!!! ¡¡¡¡Acabas de cumplir el sueño de muchas personas!!!!

loteria-de-navidad-impuestos

Pero también tienes que saber que parte del premio que te ha tocado, tributa en Hacienda, aunque en menos proporción que en años anteriores.

Desde enero de 2013, se aplica un gravamen especial a los premios de juegos establecidos por la Sociedad Estatal de Loterías y Apuestas del Estado (quinielas, lotería nacional, etc.) y a los organizados también por Comunidades autónomas, ONCE, Cruz Roja, etc.

Este gravamen especial se exige de forma independiente respecto de cada décimo, fracción o cupón de lotería o apuesta premiados pero con un límite del premio que está exento de gravamen:
Para los que obtengan premios de sorteos celebrados posteriormente al 05 de julio de 2018 el mínimo exento de pagar impuestos es de hasta 10.000 euros. Por debajo de los cuales no tributará.
En el supuesto de que el premio sea de titularidad compartida, la cuantía exenta se prorratea entre los cotitulares en función de la cuota que les corresponda.

Sin embargo, para los premios superiores a 10.000 euros y, a partir de esta cantidad, hay que pagar en concepto de IRPF (Impuesto sobre la Renta de las personas Físicas) al tipo del 20%.
En el supuesto de que el premio sea de titularidad compartida, la cuantía sujeta a este tipo, también se prorratea entre los cotitulares en función de la cuota que les corresponda.

Por ejemplo, en el caso de la lotería nacional de Navidad si nos toca premiado un décimo de lotería y el premio asciende a 200.000 euros tendremos que pagar a Hacienda un total de 38.000 euros.

Cuando se vaya a cobrar el premio lo normal es que ya se haya practicado la retención del 20% por parte de la Entidad pagadora sobre el importe que exceda de los 10.000 euros exentos.

Por tanto, este premio no incrementará la base imponible del IRPF en la declaración de la Renta de 2018, ya que tanto el tipo de tributación aplicable como la retención practicada es del mismo tipo (20%). La retención practicada tendrá carácter liberatorio de la obligación de presentar una autoliquidación por el mismo.
Así que impuesto pagado, impuesto presentado.

En el supuesto de que la entidad pagadora no practicara la retención del 20%, la obligación de ingresar dicha retención, recae sobre el premiado que tendrá que presentar autoliquidación a través del modelo 136 de la AEAT.

¡¡¡¡SALUD Y SUERTE!!!!